23
Jul

Comunicación en la nube: un salto hacia la transformación digital de las empresas

Las empresas viven en un mundo digital, global e hiperconectado; una sociedad en cambio constante, en permanente adaptación. Todo evoluciona a una velocidad notable, y afecta a todos los aspectos de la organización. Por eso, hoy por hoy la digitalización no es una opción si una empresa quiere renovarse o simplemente competir. Pero son muchas las compañías que aún deben superar dos barreras paralizantes: la resistencia al cambio (de directivos y empleados) y el miedo a los costes. Un temor infundado, pues las empresas que se han sumergido en esta transformación digital registran un importante incremento de ventas y han reducido notablemente sus costes de producción, logística, mantenimiento o comunicación.

En efecto, el salto a la comunicación en la nube es un paso fundamental en esta transformación, y ofrece interesantes beneficios desde el punto de vista estratégico, financiero y técnico. Argumentos de peso para que esas empresas aún reticentes salgan de su zona de confort –de miedo- y se abran a un presente y un futuro llenos de oportunidades.

-Máxima movilidad. Puedes conectarte con la misma extensión desde cualquier dispositivo en cualquier momento y lugar (de viaje, en casa, en la oficina…).

-Equipos virtuales de colaboración. Los equipos con miembros en diferentes lugares (o países) se benefician de una plataforma de comunicación unificada y accesible, en todo momento y desde cualquier dispositivo.

-Soluciones digitales para nativos digitales. En pocos años, tres cuartas partes de los trabajadores serán personas nacidas en la era digital, cuyo estilo de vida es enteramente digital. Y esperarán trabajar con las mismas herramientas que usan en su vida privada. Herramientas enfocadas en la productividad y la eficiencia.

Tecnología de vanguardia. Cuando utilizas comunicaciones en la nube, puedes dejar de preocuparte por actualizar el sistema constantemente. Es una labor que hará el operador del servicio, siempre en busca de las últimas tecnologías, que se aplicarán automáticamente.

Protección de datos. Estos operadores también trabajan con los últimos estándares de protección de datos, con los sistemas de encriptación más seguros y de confianza.

Coste predeterminado y ajustable. Utilizar tecnología de comunicación en la nube implica que la empresa no tiene que realizar una carísima inversión inicial en software o hardware; ni perder tiempo y recursos en implementación o mantenimiento. Todo está incluido en el coste. Y supone un ahorro considerable.

Flexibilidad para las empresas. Las soluciones de comunicación en la nube se adaptan a las necesidades de la empresa. Esta puede pagar por usuario o por prestaciones, y aumentar o disminuir ambas en función de las circunstancias, controlando así los costes.

La comunicación más completa y eficiente. Gracias a la nube, nunca ha habido una oferta tan amplia de herramientas de comunicación en la empresa. Ahora podemos conectarnos con cualquier persona, en cualquier lugar del mundo con la herramienta más apropiada en cada caso: email (para compartir información sin inmediatez), chat (mantener diálogos con respuestas muy concretas), llamada telefónica (para discutir temas más complejos), vídeo llamada (el mejor sustituto de una reunión cara a cara).

Las comunicaciones digitales abren un mundo de nuevas oportunidades a las empresas, pero también una nueva mentalidad de las personas. Y ahí está la clave. El requisito más importante para que la transformación digital tenga éxito es el compromiso y la actitud de los empleados. La digitalización debe entender sus necesidades individuales, inspirar, motivar, mejorar su trabajo; y ayudarles a mantener una relación más cercana, accesible y personalizada con los consumidores. Una transformación tecnológica centrada en las experiencias humanas.

Y es que, pese a lo que muchos vaticinan, el futuro digital no excluye al ser humano de la organización; al contrario, lo hace más fuerte, más capaz y más valioso. La digitalización solo puede funcionar cuando el foco está en las personas. Y es ahí donde se convierte en un gran activo para cualquier empresa. 

Related Post

Leave a Reply

Follow Us On

Newsletter