15
Nov

Microsoft y la era de los desarrolladores de código abierto

La adquisición de GitHub por parte de Microsoft ha consolidado a la comunidad del open source como un sector muy relevante para la industria tecnológica en general.

Todos los ámbitos de la economía están inmersos en una etapa de transformación digital en donde la comunidad de desarrolladores se está volviendo cada vez más relevante, creciendo en número e importancia. Su trabajo tiene un efecto directo en todos los departamentos, desde marketing hasta recursos humanos, pasando por ventas o IT. En muchas ocasiones, la creación de valor en la empresa y el crecimiento de la misma depende directamente de ellos. En poco tiempo, los desarrolladores se han posicionado como la pieza central de las compañías y la palanca con la que se solucionan la mayoría de los problemas operativos de las empresas, con lo que su trabajo es vital. Sin embargo la verdadera fuerza de los desarrolladores de código abierto no reside en su genialidad individual, sino en la manera de trabajar en comunidad, a través de herramientas como GitHub. El movimiento de Microsoft es consistente con las tendencias del sector y de cómo el open source y las comunidades de desarrolladores están transformando la industria.

Después de esta adquisición ha habido cierto recelo por parte de un gran número de desarrolladores que han abandonado GitHub por desconfianza hacia Microsoft. No hay razón para ello ya que GitHub sigue funcionando de la misma manera (sigue siendo una plataforma abierta e independiente) y Microsoft ha confirmado que no tiene intención de modificar nada. Además, los de Redmond son una de las empresas que más aporta a Linux, la que más contribuciones open source realiza, por delante de Facebook o Google y también ha sido partícipe de la apertura de parte de su software como .NET, Powershell o Visual Studio Code.

El open source integra perfectamente a empresas con una proyección comercial muy evidente como Red Hat, con las comunidades de desarrollo de código, con lo que no hay que temer la incursión, que será cada vez más frecuente, de grandes empresas en proyectos de este tipo. Poco a poco el mundo se vuelve cada vez más abierto y es una tendencia imparable que seguirá transformando nuestra sociedad.

Related Post

Leave a Reply

Follow Us On

Newsletter