blank
30
Nov

La metamorfosis de la medicina

Cuando hablamos de que estamos en proceso de transición hacia un mundo más tecnológico, el campo de la salud y la medicina no se queda atrás.

La inteligencia artificial (IA) en la investigación médica es cada vez más puntera, tanto en laboratorios como en hospitales o consultas. Al estar expuestos a una gran cantidad de datos médicos digitalizados, los algoritmos de IA relacionados con la medicina están evolucionando de una manera impensable incluso, mejorando las intervenciones médicas. Entre los grandes competidores en el campo de la investigación y la medicina mediante IA se encuentran IBM Watson Health y Google DeepMind.

Pero, ¿qué aplicaciones tiene en la salud? 

Muchos de estos estudios con imágenes, por ejemplo, del campo de la radiología, se efectúan con Deep Learning. La investigación en esta área, podría beneficiar de una manera especial al paciente, ya que permitiría que los médicos puedan realizar un diagnóstico más preciso.

Por ejemplo, al analizar imágenes de resonancia magnética de pacientes que presentan algún indicativo de desarrollo neurológico, los médicos pueden conocer de qué trastorno puede tratarse con un solo clic. Esto ayuda a la precisión y sobre todo a la prevención, ya que se ha demostrado que puede compararse la IA con médicos expertos a la hora de diagnosticar.

Además, el desarrollo de la innovación en medicina nos permitirá tener una sanidad de calidad, y una mejora de las condiciones de los sanitarios. Que el médico pueda conectar más con la persona, y que sea a tiempo real.

Se trata de que la tecnología se combine con el día a día en procesos de sanidad, y que puedan liberar a los sanitarios de las tareas más repetitivas y crear una medicina más personalizada.

¿Qué se requiere para armonizar ambos campos?

Para que todo esto suceda, se precisa que por parte de los médicos haya una consideración adecuada con los algoritmos, así como los programadores con los datos clínicos para aumentar la precisión de la práctica clínica.

Todo esto tiene sentido cuando ya estamos viendo como robots, están ‘aprendiendo’ a suturar tal y como lo haría un cirujano. Este es el caso de Motion2vec, este robot es entrenado con videos de cirujanos suturando para poder ayudar y formar parte de las operaciones. No estamos hablando de reemplazar a los profesionales, si no de contribuir a la medicina para la mejora del paciente.

¿Qué ocurre con los pacientes y sus datos?

Nos adentramos en el tema que siempre tiene presente la IA, los datos ¿Qué es lo que ocurre con los datos de los pacientes? Tenemos que tener muy claros los objetivos desde el punto de vista ético y legal del paciente. Si hablamos de aplicaciones médicas, tener muy claro qué supondría identificar a la persona y, además, el problema de que a partir de sus datos se puedan tomar valoraciones sesgadas hacia su diagnóstico. Esto nos hace reflexionar sobre quién de verdad es el responsable de la protección de datos de los pacientes.

Es por todo esto que el campo de la medicina se va enfrentar a una serie de desafíos para poder solucionar todos estos problemas. Pensando en todo momento que la fusión de IA con la medicina sería de ayuda al profesional y para nada una sustitución del médico. Además, tenemos que ser capaces de crear unos códigos éticos que garanticen los derechos de los pacientes en la consulta. Así es como se podrá acceder a una medicina preventiva y más precisa.

Más artículos de Cristina Pérez Lozano

Leave a Reply

blank